Familia

Compartimos sangre,
compartimos casa.
Compartimos pan,
me pedisteis
sal…
y (nos )partimos.


 

Y (me )partiste
(lleno )de pena
a(l) buscarla por los siete mares
sin carta de navegación,
sin equipaje
ni brújula, ni mapas,
alzando solo
tu vista a las estrellas.
En la fosa más honda
se adentraba
tu alma exploradora
tras el agua más pura.
Y enredándote en algas regresaste
con dos sorbos apenas
en tu cantimplora,
que se hicieron cristal
en mi presencia.

 

Anhelaba tu presencia
mas también la de mi padre,
a través de tan larga ausencia
quise hacer notar mi existencia,
madre.
Atravesé ciertas dudas,
tantas como dunas
de arena y agua,
que al verterlas sobre mí
fueron sal para mis heridas,
cicatrices que aún perduran
en mi corazón triste e infeliz.

 

Pudiendo caminar en línea recta,
tomar lo que está al alcance de la mano,
comprar sal en la tienda de la esquina,
por qué partir tan lejos, si todo estaba aquí.
Qué ingeniero no calcula los trayectos,
se procura instrumentos, optimiza, mide
riesgos, aplica las fórmulas que sabe.
Pero eso de perderse por el mundo
con ideas absurdas… Vaya
lógica le enseñan en la escuela.
Marcharse así y sembrar tanta amargura.
Este hijo está mal de la cabeza.

 

Y así fue, efectivamente,
perdí la cabeza
cual enamorado,
los temas
de la mente
siempre fueron
complicados.
Pero no creo que eso sea
algo que se quede en casa,
se arrastra toda la vida
y no es para echar en cara,
más bien al contrario:
que mis problemas
y los de mi hermano
son para echar
un cable, una mano.

 

Nadie estaba preparado para esto.
Intacto te traje al mundo
y así quise, amorosa, preservarte
de maldades, dolores, sufrimientos
que venían de fuera. Pero cómo
protegerte de ti mismo. Qué ves
y sientes que yo no siento o veo.
Qué abismo tan profundo te retiene
entre la realidad y el pensamiento, dónde vas
cuando nos dejas, tan ausente,
si aunque hundo mis anclas y rastreo
las simas más remotas no te encuentro,
si creo que cuanto más te llamo más te alejas
y mi vida se agota en esta espera.
Qué puentes puedo tenderte, qué cosas
tengo que darte
para irte a buscar a tus adentros.
Leí en alguna parte
que los persas
tejen tapices bellos con defectos
para no ofender a Alá:
un hueco en el revés,
quizá una fibra rota,
una puntada inversa
que anárquica tensa el hilo y lo retuerce,
un tono desvaído en la figura.
Eres a nuestros ojos tan perfecto,
tan ajeno a cualquier otra criatura,
que me pregunto a veces
dónde está
el fallo, la espina, el cabo suelto,
si al final transgredí la ley divina.

 

No hay principio, ni ley, ni teoría
que regulen nuestro flujo de emociones.
Así que, sencillamente, las sujeto
delante de la pantalla, tras el diario,
dentro del ascensor. Con mis silencios
las aíslo y las dejo suspendidas
como incógnitas que esperan ser resueltas
a un lado del signo igual.
A los dos las ecuaciones nos fascinan,
en eso, sin discusión, nos parecemos.
No mienten, no suplantan, no infunden
miedos, no dan esperanzas falsas,
sólo cifran la realidad y la iluminan, nos predicen
lo que puede venir. Pero no sirven
contigo, y aún menos si hablas de sal,
de mares, de partidas, de vueltas a la razón,
de más salidas. Dame un enunciado literal, una variable
y juntaré las piezas de este enredo.
Dejaremos a un lado imaginarios.
Debe haber una vía razonable, un camino mejor.
Es cuanto digo.

 

Pues dejemos la conversación así,
que espero algo haya aclarado.
Yo solo aspiro a convivir
sin tener que estar siempre callado(s).
Yo solo quiero ser feliz,
pero no solo, sino acompañado.

David López Villamarín
(1987-?)

CSG ©
(1963-?)

CSG ©
(1963-?)

Anuncios

Acerca de x9av1dx

“Tómate lo que tienes encima con calma para que no acabe sepultándote debajo.” Aforismo propio. “Si no actúas como piensas, vas a terminar pensando como actúas.” Máxima externa, de Blaise Pascal (1623-1662). “Me inspiras... tanto, que una vez dentro de ti no puedo ni quiero salir.” Greguería propia. “Hablando se solucionan las cosas... o no. De todas formas, nunca renunciaré a las palabras, sólo las escogeré con más cuidado.” Máxima propia. Ver todas las entradas de x9av1dx

¿Algo que contar?... 3, 2, 1:

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: